Arriaga “Crónica de un Recital”

Arriaga “Crónica de un Recital”

 Arriaga “Crónica de un Recital”. Escrito a consecuencia de los resultados del primer recital del poesía afrocubana, realizado el 17 de Marzo del 2017 en la clínica central de Arriaga. Chiapas. México.  El auspicio del Ateneo de las artes y las ciencias Chiapanecas y la fundación “Armando Duvalier “.

MI PRIMER RECITAL AFROCUBANO EN MÉXICO

Existen momentos y circunstancias en las que te vuelves a reeditar. O te sientes al menos tan nervioso, como aquella primera vez que te mostraste en un escenario. Tal vez frente a las cámaras de la televisión.

No podía imaginar, después de tantos años, que los aplausos me ruborizaran como a un novato incipiente en materia de público.

Arriaga. su Ateneo. la Fundación Duvalier y lo exquisito de su gente me hicieron revivir. Un intenso compartir de entusiasmos y reconocimientos. Todo un mundo de emociones que aún me transportan y me hacen ingenuamente pequeño.

Fue deslumbrante acontecimiento. !Que anoche 17 de marzo del 2017!. Fueron los salones de su Clínica Central donde toman participación los del Ateneo de las Artes y las Ciencias de Chiapas, la sede del suceso.

CUANTOS AMIGOS

Un médico de eminencia (Mandujano su presidente). Algún ganadero exitoso. Poetas y escritores. La presencia de hermosas mujeres de conducta refinada y culta. Alli hasta que se bailó el “son de la loma” sin  zapatos. Que ya molestaban en sus pies.

Raúl Gálvez Medina, atrevido músico, que como los que llegan a un “ven tú” cubano. Y ponen acordes.  Tocan bongoes. Cantan, todo le queda bien, porque así es el talento de original y espontáneo

Y Salvador, que aportó su compu y su audio. Romeo Duvalier Peña Roman que me trae de la mano con una Fundación que crece con armonía y respeto a su insigne “Armando Duvalier”. Que ya no se sabe de dónde saca las fuerzas y las horas pero que todo lo que genera. Pero lo hacen con sudor y esfuerzo y mucho amor a la cultura y a su esposa Ana Lilia Perez Quezada.

Neftalí Castillejos junto a otros rectores de las universidades en toda la costa del pacifico. Cronistas y profesores. La preciosa niña que esconde detrás de un Síndrome Down su genialidad y alegría. Sobre todo su gracia infinita para ripiarse (bailar) con estilo y elegancia.

Mi exquisita amiga Sofia Mireles Gavito que adornó la noche con su impecable áurea de azul estrella !Que gusto!.

Las joviales señoras que sirvieron bocadillos y café. Los amigos que colgaron lonas y cargaron mesas hasta el último minuto.

HONOR LA PRESENCIA  DE…

El presidente municipal, Alejandro Aquiles Patrinos Fernández. Joven entusiasta y distinguido en la dimensión representativa de una ciudad que genera de manera promedial 60 km por hora en los vientos. Soplos que la atraviesan de tierra a mar y de mar a a tierra de manera continua.

Julio Cesar Cisneros Mandujano, el doctor que es como el bálsamo y la confianza. La bondad y la modestia. Padre y Virtud, todo yuxtapuesto y apretándose en un corazón hermosamente Chiapaneco.

Y el maestro Luis Carbonell, allí conmigo, porque a él y a todos los presentes dedicamos ese concierto a la negritud, en una noche de mucho viento.

Así fue el recital de poesías afrocubanas en Arriaga. Una conjunción de emociones en un abanico de sueños. Siento que mi voz aún vuela junto a los aplausos. Sobre el viento y con ella viaja Bonne. Eva Griñan, los Hoyos, Matamoros, la trova y el bolero.

Porque si vine a este Arriaga hermoso. Fue para adulzarlo en africanía. Cubanizarlo en mis versos y arrollarlo con la conga y acariciarme en sus vientos.

Opina

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.