«El casino Español»

«El casino Español»

«El casino Español» Crónica de Santiago Carnago López sobre los inmuebles coloniales de Santiago de cuba escrita el 28/10/2020

En una ciudad como Santiago de Cuba.

Marcada su año de fundación como villa desde 1515 y de ellos mas de 383 años existencia colonial española, tenían que existir asociaciones y clubes para los españoles. Y así fue: Entonces conozcamos a través de esta crónica acerca de el antiguo Casino Español de Santiaguero

La palabra casino

Es utilizada en estos tiempos modernos, como lugar preferentemente para hacer juegos del azar, ruletas y fichas de apuestas. Pero nada mas lejos de la realidad.

En aquellos tiempos la denominación casino era sinónimo de liceo. Club, Ateneo. Sociedad. En nuestra ciudad existieron muchas sociedades, algunas con sus casinos o sitios de reunión. Otras con menos formalidades.

En Santiago de Cuba sobrevinieron varios centro de reuniones sociales.

La de negros llamada la luz de oriente, que como todos pueden deducir era de las más fuertes en la villa y radicaba donde hoy se establecen la casa del estudiante.

Liceo de mulatos conocida Club Aponte en la que hoy radica en la casa municipal de cultura. La de blancos (Cubanos o españoles) Club San Carlos en los altos del banco en la esquina opuesta al Hotel Casa Granda y que en alguna ocasión sirvió de casa de los matrimonios y casa de cultura.

Pero es de nuestra atención el lugar donde siempre estuvo enclavada la sede de los Españoles o sea el punto de reunión de la mas rancia aristocracia colonizadora. Clérigos. Alcaldes. Gobernadores y militares en su mas alta congregación.

Usted mira a las calles Heredia y Santo Tomas, en un animado sitio que hoy todos conocen como la academia de Ajedrez. Ese fue el Casino Español de Santiago de Cuba.

El lugar no podía ser mas preferencial.

Frente a la casa de gobierno y a un lado del parque de la constitución, hoy parque Céspedes. Sitio obligado para el paseo nocturnal de la ciudadanía y como si fuera poco el privilegio de su ubicación: estaba frente a la gran Iglesia catedral y muy cerca de toda el área comercial de los Santiagueros. Calle de las enramadas a la que precisamente se le sembraban esas enredaderas para cobijar de sombra a los múltiples vendedores que a su laterales se establecían

El casino Español: (Donde solo podían entrar españoles de España o sus descendientes mas directos ) era muy conocido por los bailes y las tertulias que en el se ejecutaban. Con la obligada presencia de cuanto visitante llegaba a la villa. Famoso también porque las mujeres de la alcurnia aristocrática llegaban aquí en sus carruajes para exhibir con toda intención los grandes vestidos y las lujosas joyas que sus maridos y quienes “no eran sus maridos”, les traían de los largos viajes a la metrópoli colonial.

Sin embargo este casino poco a poco y a medida que se fue arreciando el enfrentamiento entre criollos y peninsulares y los mambises ganaban terreno con sus sonadas victorias frente al ejército colonial, se fue convirtiendo en un antro de disidía.

Blasfemias y odio contra los cubanos.

Ahí, en ese Casino Español se fraguaban grandes planes de ejecución para que los “ insurrectos entraran por el aro”. En estos salones el Obispo padre de la ciudad, abandonaba su posición católica y cristiana y arengaba a la crueldad y la matanza en contra de los revoltosos cubanos. Tanto es así que el nombre de Casino Español se fue cambiando por el del muy merecido del palacio de los criminales.

Una pincelada mas al conocimiento del patrimonio de esta querida Villa santiaguera y Cubana

Speak Your Mind

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.