Ignacio Jacinto: «El bola»

Ignacio Jacinto: «El bola»

Crónica de Santiago Carnago López dedicada a la vida y obra del inconmensurable artista «Bola de nieves».

Es Ignacio Jacinto Villa Fernández (Bola de Nieve) un referente para la cultura cubana. Nace 11 de septiembre de 1911 en La Habana (Cuba). Se le reconoce como uno de los cantantes excéntricos, pianista y compositor de canciones mas populares de todos los tiempos.

Se cuenta que desde los ocho años de edad abrazó la música como la pasión de su vida. Desarrolló su arte estudiando en el Habanero Conservatorio Mateu. A la vez del piano, estudiaba solfeo y teoría musical.

Ademas de la música aspiraba a era ser doctor en Pedagogía y en Filosofía y Letras.

Pero cuando se matriculó en 1927 en la Academia Normal para Maestros. La crisis que provocó el gobierno de Gerardo Machado le hizo dedicarse a la música para vivir.

Todos lo conocían por el sobrenombre de Bola de nieves. Apodo que según se cuenta fue idea de Rita Montaner en una noche de espectáculo en el habanero Hotel Sevilla. (1930 o 1931). Cuando la acompañaba al piano en «El manisero» y «Siboney».

Para otros: (Como el periodista Fernando Campoamor). El apodo de Bola de nieve fue idea de un médico del barrio, Carlos Guerrero. Pero en verdad: sino fue Rita la genial inventora del sobrenombre. Lo que si es seguro que fue la “ÚNICA” Rita Montaner, quien hizo popular el apodo. Se asegura que se vio por primera vez escrito en cartelera pública en México. Cuando la cantante hizo que pusieran en el cartel de presentación: «Rita Montaner y Bola de Nieve».

El primer contrato profesional de Ignacio Villa

Fue con la banda de Gilberto Valdés, que tocaba en el cabaret La Verbena en Marianao. Sin embargo su noche de suerte fue en una presentación en el Bar Biltmore del hotel Sevilla. Allí cantaba Rita Montaner quien quedó impresionada con su música: Tanto que lo contrató como acompañante.

Con Rita se embarcó a México. Allí ante las 4000 personas que llenaban el Politeama, improvisó «Tú no sabe inglé, Vito Manué» (de Eliseo Grenet y Nicolás Guillén). El éxito de esa interpretación fue enorme. Desde ese momento continuó tocando en lugares como los teatros Principal, Lírico y Cine Máximo siendo la suerte en este espacio donde tocó por primera vez con el universal Ernesto Lecuona

Regresa Bola de nieve a La Habana.

De inmediato se une a Lecuona en el teatro Principal e interpreta temas como «El cabildo de María la O» y «Como arrullo de palmas».

Por el éxito alcanzado organiza una gira por la isla. Luego por toda América Latina. Estados Unidos. Europa. Rusia. China. Corea. Compartió escenario con grandes artistas, como la española Conchita Piquer; Teddy Wilson, Art Dayton y Lena Horne en Filadelfia; Ary Barroso y Dorival Caymmi en Brasil; La cubana Esther Borja; la argentina Libertad Lamarque entre otros

En 1950 se inició en la cadena de radio cubana CMQ «El gran show de Bola de Nieve».

Aquí cantaba acompañado por una orquesta e invitaba a artistas nacionales e internacionales de renombre.

En 1965 el restaurante Monseñor del centro de la capital cubana fue reparado y convertido en el Chez Bola. Este sitio se convirtió en habitual para sus actuaciones y le permitía estar más cerca del público.

Bola de Nieve padecía de diabetes y asma. En enero de 1969 se le descubrió una cardiopatía arterioesclerótica. A pesar de un infarto que sufrió en 1970, declaraba

«Los trastornos que me está ocasionando la diabetes no me incapacitan para continuar martirizando al piano y a mi público».

bola de nieve

Su última actuación fue el 20 de agosto de 1971 en el teatro Amadeo Roldán, durante un homenaje a Rita Montaner. Apareció en la televisión por última vez en el programa musical «Álbum de Cuba»: Un día después de haber cumplido 60 años.

Speak Your Mind

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.