El callejón de Portuondo

El callejón de Portuondo

Crónica de Santiago Carnago rememorando el lugar donde nació y dio sus primero pasos infantiles en Santiago de Cuba.

Nací en un callejón: Una calle sin salida o mejor decir. Una calle que finalizaba en un zanjón de aguas albañales como desagüe urbano. Zanja que corría como río por detrás de la casa de Guango y Rosita la santera. Última de las construcciones del callejón en primera de Portuondo esquina a San Miguel, Por aquel desagüe se metían “los resbalosos” a escapar. Según dicen ladrones y maleantes que untaban su piel en grasa para evitar ser agarrados por la gente.

[Leer más…]